INTOXIFICACIÓN POR ALUMINIO

Es el tercer elemento más abundante en la corteza terrestre junto con el silicio y el oxígeno. Se encuentra, presente en numerosos objetos de uso cotidiano, y ha sido muy utilizado en numerosas industrias, incluida la alimentaria.

Recientemente se ha comprobado que este elemento no es tan inocuo como se pensaba, generando una gran controversia sobre su uso masivo en un sinfín de productos tanto para consumo directo como indirecto.

Todos hemos estado expuestos a los efectos nocivos de los metales pesados desde que nacemos. ¡Es casi imposible escapar de sus efectos ya que está en todas partes!

Síntomas de intoxicación por aluminio

El Aluminio inhibe más de 200 funciones biológicas y causa muchos efectos adversos en la salud.

Aquí mostramos algunos de sus síntomas y enfermedades relacionadas con su intoxicación:

  • Nauseas, vómitos, dolor abdominal, diarrea.

  • Hormigueo en las manos y los pies.

  • Dificultad para respirar, cansancio.

  • Escalofríos, debilidad, falta de energía.

  • Alteraciones en diversos órganos (riñón, huesos y sistema nervioso central).

  • Alteraciones a nivel neurológico (pérdidas de memoria, desorientación, dificultad para comunicarse o encontrar las palabras).

  • Dificultad con las habilidades visuales y espaciales, como perderse mientras se conduce.

  • Dificultad para razonar o para resolver problemas.

  • Dificultad para manejar tareas complejas.

  • Enfermedades autoinmunes, neuro-degenerativas (Alzheimer, Parkinson…).

  • Esclerosis, Autismo.

 

Causas de intoxicación

Estamos en la era del Aluminio, cada día nos exponemos a el por contacto con muchos productos en nuestra vida diaria, cosméticos como desodorantes, champús, lociones corporales, cremas solares, cremas dentales, protectores solares, tabaco, en medicamentos como protectores gástricos, antiácidos, analgésicos, antidiarreicos, utensilios de cocina, latas y envases, drogas… La legislación permite su uso como aditivo alimentario E520 y E513 el Sulfato de Aluminio y lo encontramos en un sinfín de productos como, frutas confitadas, verduras congeladas, la parafina roja que se utiliza para recubrir los quesos, los chicles, las gominolas de los niños, bebidas, café, té, en fórmulas alimenticias infantiles, sal, bollería, alimentos procesados ​​y en alto grado en alimentos para cocer al horno y el papel de aluminio de cocina.

También es utilizado para purificar el agua corriente y en vacunas.

 

Hablando de "vacunas", el profesor Romain Gherardi[1], Director de Investigación del Hospital Inserm y Henry-Mondor, explicó que, por ejemplo, incluso después de varios años, era posible encontrar partículas de aluminio derivadas de la vacuna en las células inmunitarias (macrófagos) y depósitos de aluminio en el bazo, el cerebro y otros órganos en algunos pacientes. Después de unos días, estos depósitos se encuentran en la circulación general y luego cruzan la barrera hematoencefálica para llegar al cerebro.

 

Tratamiento Natural

Numerosos estudios con brillantes científicos a la cabeza como el profesor Exley de la Universidad de Keele en Inglaterra, especialista en la toxicidad del Aluminio han constatado después de 35 años de investigación que solo el Silicio puede expulsar el aluminio del organismo.

El profesor Exley, explicó en el documental "Planète alu" emitido por Arte que una alternativa muy prometedora para eliminar el aluminio de nuestro cuerpo es beber agua mineral enriquecida con silicio (más de 30 mg/L)

El silicio atrapa las moléculas grandes de aluminio y las hace más pequeñas permitiendo que nuestro organismo las excrete por la orina.

Tenemos la solución. Pero ¿dónde encontrar ese “agua” con la dosis exacta de silicio para que el proceso se realice correctamente?

El Dr. Loïc le Ribault con su exitosa patente de silicio biodisponible nos muestra el camino. Su silicio contiene la cantidad exacta de silicio orgánico que proponen los científicos para una correcta desintoxicación de Aluminio.

Un estudio independiente realizado con 51 mujeres participantes, (Faculdade de Ciências Médicas e da Saúde de Juiz de Fora (Suprema), Juiz de Fora 36033-003, MG, Brazil ),  concluyó que, 30 ml de silicio del Dr Loïc le Ribault al día durante 5 meses había sido capaz de eliminar un 7% de aluminio en el organismo, todo un logro con una dosis relativamente pequeña. Con dosis mayores la eliminación será proporcionalmente más eficaz.

Recomendaciones

El Silicio Organico en dosis de 30 a 60 ml (dependiendo de la gravedad de los síntomas descritos anteriormente) dos veces al día, 15-20 minutos antes de las comidas y fuera de la toma de medicamentos, no tiene contraindicaciones ni efectos secundarios.

Es adecuado para celiacos, vegetarianos, mujeres embarazadas y durante la lactancia.

El tiempo de toma dependerá del grado de intoxicación de nuestro organismo y el promedio sería de 5 meses a 1 año.

Debemos  prevenir la intoxicación y descubrir dónde se esconde el aluminio en nuestros hogares para poder evitarlo.

Es interesante también hacer curas “Detox” con aloe Vera y también una alimentación hipotóxica, que ayudarán a mejorar el estado general de nuestro organismo.

También incorporar dietas ricas en frutas, verduras, legumbres y semillas ecológicas libres de pesticidas. 

Todo ello contribuirá a un restablecimiento y mejora de la salud.

 

 

 

Referencias bibliográficas

 

1.     Exley Christopher, et. al. Non-invasive therapy to reduce the body burden of aluminium in Alzheimer's disease. Journal of Alzheimer's Disease, 2006:10(1), 17-24.

2.     Jones, Krista et al. Urinary Excretion of Aluminium and Silicon in Secondary Progressive Multiple Sclerosis. EBioMedicine , 2017:26,60-67.

3.     Jugdaohsingh R, Reffitt DM, Oldham C, Day JP, Fifield LK, Thompson RPH, Powell JJ, 2000. Oligomeric but not monomeric silica prevents aluminum absorption in humans. Am. J. Clin. Nutr. 71, 944–949.

4.     Li, Y., Jiao, Q., Xu, H., Du, X., Shi, L., Jia, F., & Jiang, H. (2017). Biometal Dyshomeostasis and Toxic Metal Accumulations in the Development of Alzheimer’s Disease. Frontiers in Molecular Neuroscience, 10, 339. http://doi.org/10.3389/fnmol.2017.00339

5.     M.J. Gonzalez-Muñoz, I. Meseguer, M.I. Sanchez-Reus, A. Schultz, R. Olivero, J. Benedí, F.J. Sánchez-Muniz, Beer consumption reduces cerebral oxidation caused by aluminum toxicity by normalizing gene expression of tumor necrotic factor alpha and several antioxidant enzymes, Food and Chemical Toxicology, 2008;46:3 1111-1118.

6.     Wu, Zhihao Yumei Du, Hua Xue, Yongsheng Wu, Bing Zhou. Aluminum induces neurodegeneration and its toxicity arises from increased iron accumulation and reactive oxygen species (ROS) production. Neurobiology of Aging, 2012;33:1, 199.e1-199.e12

 

©2019 por silicioorganico. Creada con Wix.com